Resumen del Índice 2018 del Libertad Económica


Por: Verónica López Ruíz

El índice de libertad económica es una serie de doce indicadores creados por la Fundación Heritage y The Wall Street Journal, cuyo objetivo es medir el grado de aplicación del concepto ideológico del liberalismo económico en cada país del mundo.

Se creó en 1995 y ha sido utilizado para discusiones en materia de seguridad jurídica, crecimiento económico y políticas públicas. Los doce indicadores se agrupan en cuatro categorías: Estado de Derecho (derechos de propiedad, eficacia judicial e integridad del gobierno); Tamaño del gobierno (carga fiscal, gasto del gobierno, y salud fiscal); Eficiencia regulatoria (libertad comercial, libertad laboral y libertad monetaria); y Apertura del mercado (libertad de comercio, libertad de inversión y libertad financiera).

Para estos efectos, la libertad económica tiene que ver con la autonomía individual, y la preocupación de la libertad de elección de cada individuo al adquirir bienes y recursos económicos.

Para los 180 países que se evaluaron, las puntuaciones mejoraron para 102 naciones y disminuyeron para 75 y solo tres permanecieron sin cambios. A continuación se muestra la tabla publicada en el índice, donde se observa la situación de cada país evaluado. El grado de puntaje de libertad económica de los países se clasificaron en: libre, con una puntuación de 80 a 100; mayormente libre, con un rango de 70 a 79.9; moderadamente libre, de 60 a 69 puntos; mayormente libre, de 50 a 59 puntos, y reprimido, con puntuaciones que van de 0 a 49 puntos.  

Fuente: The Heritage Foundation.

Como se observa en la tabla, únicamente 6 países obtuvieron la categoría de economía libre. En primer lugar se encuentra Hong Kong, con una puntuación de 90.2; en segundo lugar, le siguen Singapur con puntuación de 88.8; Nueva Zelanda con 84.2; Suiza con 81.7; Australia con 80.9 y finalmente Irlanda con 80.4 puntos.

Las siguiente 90 economías se encuentran en los rangos de mayormente libres y moderadamente libres, cuyas puntuaciones oscilan entre los 70 y 60 puntos. En economías encontramos a México, en el lugar 63 con una puntuación de 64.8 puntos.

Citando el índice de resultados de 2018: “un total de 96 economías, más de la mitad de todas las naciones y territorios calificados en el Índice de 2018, proporcionan entornos institucionales en los que los individuos y las empresas privadas se benefician de al menos un grado moderado de libertad económica en la búsqueda de un mayor desarrollo económico y prosperidad”.

Sin embargo, el número de países que no tienen una economía libre sigue siendo alto, pues 63 se consideran en su mayoría no libres, destacando países como: Tanzania, Rusia, China, Nicaragua, Kenia, India, Egipto, Brasil, Irán, entre otros. Y 21 países que se encuentran con una economía reprimida con puntajes por debajo de los 50, como Nigeria, Cuba, Bolivia, Venezuela y Corea del Norte.

Según el estudio del índice de 2018, los ingresos per cápita son más altos en las naciones que son mas libres económicamente, aquí las economías situadas en los rangos de libres o mayormente libres disfrutan de ingresos más del doble del nivel promedio de otros países y cinco veces más altas que las economías reprimidas.

Por otro lado, el estudio hace mención del continente americano como uno de los más diversos económicamente, ya que sobresalen Estados Unidos y Canadá en el norte con niveles por arriba de los 70 puntos, y en el centro con economías pobres que clasifican como potencias económicas por desarrollarse, entre ellas México y Argentina y, por otro lado, economías reprimidas como Cuba y Venezuela.

En el índice resaltaron diversos países como Argentina el cual, en 2018, tiene una estabilidad monetaria y financiera, así como reformas significativas que mejoran el marco regulatorio el cual le permitirá la creación de negocios y mayor competitividad.

En el caso de Europa es donde brota la idea de comercios libres, pero también nacieron filosofías como el socialismo y el comunismo, en donde países como Estonia e Irlanda les muestran el camino hacia una economía libre. Sin embargo, Europa al igual que América es uno de los continentes más diversos abarcando países como Rusia y Ucrania, Suiza, Islandia y Grecia, donde el PIB ponderado por población ronda en los $33,291 pesos, esto considerando una inflación baja, pero el continente sigue teniendo problemas de desempleo y deudas públicas.

Entre los países notables en Europa se encuentra Alemania, ubicada en el lugar 25 de la tabla, región que según el índice de 2018 sigue siendo una de las más políticas y económicamente estables e influyentes para dicho continente, y es probable que su crecimiento siga. En España, por otro lado, fueron relevantes las reformas estructurales que lograron sacar al país a flote en 2018, pero la crisis con Cataluña es lo que demostrará su fortaleza post financiera.

Para los países de Medio Oriente y el Norte de África, mencionan que, aunque muchos de ellos son sucesores de las civilizaciones más antiguas, permanecen en la política global, por lo tanto, algunos están disfrutando de la libertad económica del siglo XXI. “Tanto bendecidos como maldecidos” es una de las frases que usan en los resultados del índice ya que varios de estos países poseen enormes recursos minerales, pero también se distinguen por las concentraciones extremas de riqueza pero también de pobreza.

Los países destacables en el índice 2018 para esta región fueron Israel con su avanzada tecnología y mercado competitivo, con una economía combinada que impulsó un significativo avance en la economía libre, sin embargo, la devastación y caos en Siria no permitió clasificarlo.

Por ultimo se mostrará una tabla que muestra el ranking por regiones de la libertad económica que tiene cada uno de los países.

Tabla Libertad Económica: Variaciones regionales (Promedio regional)

Fuente: The Heritage Foundation.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *